ong-comercio-justo-oxfam-intermon

La campaña No les Rebajes de Oxfam Intermón acaba pero deja su huella

La iniciativa “No Les Rebajes” de la ONG Oxfam Intermón concluye tras un mes de puro activismo. La idea era apelar al poder que tienen los consumidores y las consumidoras para cambiar las indignas condiciones en el sector textil. El mensaje llegó a miles de personas que desconocían la situación y la alternativa que supone el comercio justo.

Ante una situación injusta en el sector textil en la que no se respetan los derechos humanos de las personas que producen nuestra ropa, el comercio justo constituye una opción de compra de calidad  social y medioambientalmente responsable. Con la iniciativa “No les Rebajes” Oxfam Intermón pretendía sensibilizar a la ciudadanía sobre las indignas condiciones de trabajo que sufren millones de trabajadores y trabajadoras del sector textil en todo el mundo y apelar al poder que tiene cada consumidor y consumidora para cambiar esta injusta situación a través del comercio justo.

La organización quiso ir más allá invitando a quienes tomaran consciencia de la situación en el sector textil, a convertirse en activistas del comercio justo, comprando en cualquiera de las 33 tiendas ciudadanas de comercio justo, en su tienda online o en otros establecimientos de comercio justo. De esta manera, con la compra de artículos textiles de comercio justo, los nuevos activistas estarían optando por consumir productos de calidad social y medioambientalmente responsables, permitiendo que no se rebajen los derechos de las personas que producen nuestra ropa, y que puedan disfrutar de mejores condiciones laborales. Con su compra, además, están reivindicando la idea de un comercio que sea justo y contribuyendo a cambiar las malas prácticas que rigen gran parte del sector textil convencional.

“En este escenario, comprar ropa de comercio justo se convierte en un auténtico acto de reivindicación y rebeldía contra las malas prácticas del sector. Quienes elegimos consumir este tipo de productos tenemos la oportunidad real de influir para que las grandes empresas de la moda aseguren condiciones dignas en sus cadenas de valor: con los trabajadores y  las trabajadoras, con los clientes y con el planeta”, explica el responsable de Tiendas Ciudadanas de Comercio Justo de Oxfam Intermón, Juanjo Martínez.

ong-comercio-justo-oxfam-intermon-2

“No les Rebajes” llegó a más de 30 localidades de la geografía española con distintas acciones que animaron a la ciudadanía a convertirse en “activista”. Las tiendas ciudadanas de comercio justo se vistieron con el lema de la campaña y en algunas ciudades se organizaron pequeños desfiles en la calle. Sin duda uno de los momentos álgidos de la iniciativa fue el desfile de ropa de comercio justo, que tuvo lugar el 11 de mayo en Barcelona en el One Ocean Club, donde la organización fue invitada a mostrar sus mejores prendas a un público selecto. Con estas acciones, cuatro años después del derrumbe del Rana Plaza en Bangladesh, Oxfam Intermón quiso recordar lo mejor y lo peor del comercio de la industria textil y de la confección. Lo peor son las condiciones laborales extremas y la vulneración de derechos que millones de personas aún viven. Lo mejor es el gran potencial de desarrollo económico, social y humano de este comercio si estas condiciones cambian.

Para profundizar en esta línea, Oxfam Intermón ha publicado en el marco de la iniciativa el documento “No les Rebajes: el comercio justo y el sector textil. Transformando vidas”, que detalla cómo algunas prácticas en el sector han mejorado, como por ejemplo el Acuerdo para la Seguridad y contra Incendios en Bangladesh, lo que hace pensar que es posible cambiar un modelo de producción, comercialización y consumo basado en condiciones laborales indignas, injustas e ilegales. En ese sentido, la organización recomienda concentrar esfuerzos para que las cadenas de suministro sean más transparentes dando a conocer el nombre y la ubicación de los proveedores, y que contribuyan a luchar contra la desigualdad y la pobreza a través de la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Más de 231.000 personas ya son clientes de las tiendas ciudadanas de comercio justo y tras la iniciativa “No Les rebajes” se ha llegado a más de 200.000 nuevas, que esperamos se conviertan pronto en activistas. Las ventas de textil en tiendas durante la campaña se han visto incrementadas en un 44%, gracias a las 2.000 personas que apostaron por el comercio justo.  De eso se trata, de que más consumidores y consumidoras digan alto y claro, con palabras y con hechos, que les importa lo que su ropa provoca y tomen consciencia de su verdadero poder de cambio.

Romina Gisele Hidalgo • OXFAM INTERMÓN • Técnica de Campañas y Activismo
www.oxfamintermon.org
Publicado en el nº 14 de la revista de Ideas Imprescindibles

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *