empresa

Una empresa diversa, una empresa real

Hoy en día vivimos en una sociedad diversa, plural, heterogénea… y esta afirmación es innegable. No hay más que salir a la calle en cualquier población española o consultar los últimos datos del INE para darnos cuenta de ello. El reto consiste en saber aprovechar los beneficios y aspectos positivos que esta realidad nos ofrece.

En los últimos años, empresas de todo tipo se han visto en la necesidad de replantearse su sistema de trabajo si querían seguir ofreciendo bienes y servicios y compitiendo en el mercado global. Sin embargo, otras muchas han visto en la crisis una oportunidad. En un sistema en continuo movimiento, donde no podemos mantenernos al margen de la globalización, el apostar por la diversidad en las empresas se convierte en la manera más coherente y efectiva de adaptarse a esa realidad. Una empresa que sabe gestionar la diversidad sabe sacar todo el partido al potencial humano y de recursos disponibles a su alrededor, y está comprobado que eso mejora su rendimiento, su imagen y reputación, y consecuentemente aumenta sus beneficios.

La Responsabilidad Social de las empresas es una herramienta que favorece el desarrollo y adaptación empresarial a la realidad global. Este concepto debe ser considerado una política empresarial, una estrategia voluntaria por parte de las empresas, que además, implica que la empresa devuelve a la sociedad parte de los beneficios que le ha generado. Si la llevamos al día a día, instaurándola en el ADN de la empresa como herramienta de crecimiento sostenible, puede ser el recurso que nos ayude a saber sacar todo el beneficio posible empresarial y socialmente a la realidad diversa en que vivimos.

¿Qué hay que hacer para gestionar la diversidad? Desde Accem estamos desarrollando un proyecto que promueve este enfoque de diversidad empresarial, porque estamos convencidos de los aspectos positivos que reporta, ya no sólo a las empresas, sino a toda la sociedad. El proyecto DIVEM está dirigido a sensibilizar a las empresas acerca de la importancia y beneficios que les supone gestionar adecuadamente la diversidad en el ámbito laboral. Accem es una entidad dedicada a mejorar las condiciones de vida de las personas que se encuentran en situación vulnerable en nuestra sociedad, principalmente de refugiados, migrantes y personas en riesgo de exclusión social. Si algo caracteriza nuestro trabajo es la diversidad cultural, étnica y racial de las personas con las que trabajamos; es por ello que conocemos el potencial de capacidades y recursos disponibles en cada individuo, que son claves para su completa integración en la sociedad.

En los últimos meses son noticia las miles de personas refugiadas que huyen de la guerra en Siria intentando llegar a territorio europeo. Estas personas en sus ciudades llevaban vidas normales, muchas de ellas con estudios universitarios, emprendedores, ingenieros, médicos, abogados, maestros… pertenecientes, en muchos casos,  a una clase media que huye de un país devastado por el terrorismo y un conflicto armado que dura más de 5 años. Son personas que han tenido que dejar toda su vida atrás huyendo de una realidad muy compleja y que buscan rehacer sus vidas de la mejor manera posible. Es aquí donde el empleo juega un papel fundamental. El acceder a un trabajo supone para cualquier persona la oportunidad de desarrollarse profesionalmente y de ser autónomo a nivel económico, sintiéndose parte útil de la sociedad, con independencia de su lugar de nacimiento. Para una empresa, el contar con personal que domine varios idiomas, o que conozca otras culturas –y mercados-, o que aporte otras visiones sobre la misma realidad supone una oportunidad y una experiencia de crecimiento tanto para la empresa en general como a nivel de recursos humanos en particular.

Muchas veces el desconocimiento frente a la ventaja de esta pluralidad de perfiles es lo que hace que no se tengan en cuenta, perdiendo parte de su potencial, con todo el beneficio que puede suponer. Por ello la importancia de apostar por la sensibilización, con un trabajo de asesoramiento y formación personalizado para la empresa sin que le suponga ningún coste añadido. El proyecto DIVEM está financiado por el Fondo Social Europeo y la Dirección General de Migraciones, se está desarrollando a lo largo de todo el 2016 a nivel nacional y es gratuito para las empresas, siendo una oportunidad muy interesante para quienes estén interesados en profundizar en este tema.

Las empresas y sociedades que han apostado por esta forma de entender el mundo empresarial corroboran sus beneficios: Empresas familiares, PYMES, multinacionales o pequeños emprendedores, da igual. El apostar por la gestión de la diversidad empresarial es un aspecto que les va a beneficiar a medio y largo plazo. El reto está en romper las barreras y prejuicios existentes para atreverse a ser actores conscientes de la realidad en que vivimos, apostando por la diversidad y la responsabilidad social como herramienta de cambio y beneficio común.

Rocío Periago Martínez • Técnico del proyecto DIVEM en ACCEM
Publicado en el nº 11 de la revista Ideas Imprescindibles

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *