Crónica de los caminantes del 23 de febrero

Después de un día lluvioso y de dos puertos con un desnivel de unos 500 metros, uno era el Col d´lescrinet, Miguel Ángel y Kiko durmieron ayer en Privas, en la sala de reuniones de la parroquia de Santo Tomás. Y todo gracias a la generosidad del padre Gerad, el padre Jacques y una señora llamada Mari Therese.

Esta mañana han retomado su camino.

2-2-23-febrero-caminantes-mediapost-ideas-imprescindibles

 

 

 

 

 

4-2-23-febrero-caminantes-mediapost-ideas-imprescindibles5-2-23-febrero-caminantes-mediapost-ideas-imprescindibles 3-2-23-febrero-caminantes-mediapost-ideas-imprescindibles 1-2-23-febrero-caminantes-mediapost-ideas-imprescindibles

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *