Cobijados del viento, en una parada de autobús comiendo nueces

 

caminante-mediapostgroup-10

El paisaje, las villas, las buenas sensaciones e incluso el dolor van quedando en la estela de nuestro camino.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *